10 cosas que debes tener en cuenta para ser un buen viajero

Escrito por: Damaris Molina
Viajar va mucho más allá de conocer un lugar. Viajar implica conocer una nueva comunidad, nuevas costumbres, nuevos aromas, sabores y sonidos que te transforman cuando regresas a casa. Viajar es de las mejores cosas que podemos hacer y que siempre quedan en nuestra mente, pero hay que viajar siendo responsable con el entorno que visitas.

Aquí están las 10 cosas que debes tener en cuenta cuando visites un nuevo destino:

1. Conoce la comunidad

Colombia es un país rico en diversidad cultural y natural, involucrate con la comunidad. Solamente en Colombia tenemos 87 etnias indigenas y 3 afrodescendientes, quienes siguen conservando su lengua, costumbres, bailes, cantos, bebidas y rituales casi intactos hasta el día de hoy. Prueba su comida, escucha sus cantos o rituales, conoce los mitos y creencias que giran alrededor del territorio, observa las problemáticas que tienen y cómo las superan, intenta aprender a respetarlo tanto como ellos lo hacen para que así vuelvas a casa con otra perspectiva.

2. Olvídate de las selfies con animales

No viajes a lugares donde promuevan el abrazar, tocar, ni ver animales en lugares que no sean su hábitat natural. Muchas veces son animales capturados por los cazadores después de matar a su madre, no apoyes esta cadena de trafico ilegal de fauna. Mejor camina entre la selva, escuchando sus sonidos y agradeciéndole si te deja capturar un animal en su vida silvestre con tu cámara. Existen algunos lugares donde rehabilitan animales víctimas del trafico ilegal de fauna, allí puedes verlos en su hábitat natural y también se pueden acercar a ti, pero el animal siempre escoge no tú.

3. No alimentes a los animales salvajes

Cuando le das comida a un animal se empieza a domesticar y ya no siente la necesidad de ir a buscar su alimento en la selva. Se vuelve perezoso porque es más fácil para él esperar a otro turista que lo alimente, que ir a probar suerte y competir con el resto para comer. Además, si le das alimentos que tu consumas, puede que hagas un daño muy grande en el sistema digestivo del animal.

4. No pidas un menor precio, apoya el trabajo local

La comida, las bebidas y las artesanías locales llevan un trabajo manual que involucra a pescadores, artesanos y cocineras. Sé consciente de la cadena que está detrás del producto que consumes y su tiempo de elaboración. Cuando pagas un precio justo, aumentas el desarrollo de la comunidad local ya que son ellos mismos los que construyen su futuro ante el abandono del estado.

En Bahía Málaga, los indigenas Wounaan se demoran entre dos semanas y un mes creando una artesanía a mano con materiales naturales. En las grandes ciudades puedes encontrar esta artesanía 5 veces más cara.

Mejor apoya el trabajo local y quedarás con la satisfacción que apoyaste su trabajo directamente.

5. Evita el consumo de artículos desechables

Dile a la cocinera que quieres tu comida en vajilla. El exceso de plástico innecesario en el mundo es un factor que esta acabando con nuestro planeta. Usar elementos como pitillos, platos o vasos desechables agrava este problema, sobre todo, si estás en una comunidad rural donde no le dan un tratamiento adecuado al plástico.

6. Contamina menos, mejor camina, nada o rema más

Recuerda que estas de viaje, evita usar motos o lanchas a motor en distancias cortas. Mejor camina a tu ritmo o rema en una canoa, escuchando los sonidos de la naturaleza, disfrutando del paisaje y conectando con el lugar. Aprovecha que estas en medio de la nada, olvidándote de la ciudad y valorando los regalos que el planeta te da.

Navegando entre los esteros ???? #Ladrilleros #Esteros #TripTrip #Travel4Change #Colombia

Una publicación compartida de TripTrip ???? (@triptrip.co) el

7. Haz del plástico tu equipaje

Cuando tomes una gaseosa, jugo o té en botella de plástico regrésala contigo a la ciudad de dónde viniste. En las zonas de rurales de Colombia no existe un tratamiento adecuado del plástico así que se quema. Evita estas quemas y hazlo parte de tu equipaje. Es más, si quieres ayudar a la comunidad lleva unas cuantas botellas que encuentres mientras camines o remes, no pesan mucho pero sí ayudan bastante.

8. Recuerda que tu eres el viajero, respeta la cultura local

Sé prudente con las fotos y respeta a la comunidad local. Existen comunidades que no les gustan las fotos por sus creencias o sus pasadas luchas. Si quieres una foto siempre pregunta antes de tomarla, pero no invadas su espacio, irrespetes su cultura o creas que son un zoológico humano.

9. Ahorra los recursos locales

En algunas zonas rurales se depende de las aguas lluvias, si no llueve durante días, posiblemente no te podrás bañar. En otros lugares en Suramérica no se consigue agua potable para poder refrescarse. No gastes innecesariamente este recurso tan preciado que se está agotando, toma duchas cortas.

10. Regresa con un buen cambio en tu vida

Dicen que un viaje va mucho más allá de transportarse a otro territorio. Un viaje implica conocer otras personas que cambian tu manera de pensar, actuar y ver las cosas. Asegúrate que cada vez que viajes seas una persona más consciente y cuidadosa con el planeta.

Son muchos los pequeños cambios que se pueden hacer y generan un gran impacto a nivel global. Empieza a pensar como planeta más que como individuo. Esta en todos consumir menos plástico, evitar el uso de pitillos y bolsas plásticas, demorarse menos en la ducha, no botar basura en las calles y apoyar iniciativas que promuevan el cambio positivo en el planeta.

Empieza a pensar que el problema es de todos, muchas veces no se ve en las grandes ciudades pero sí en las comunidades costeras quienes reciben los desechos botados en las calles, transportados por los ríos hasta que desembocan en el mar. El mundo es de todos, cuidalo para que puedas seguir viajando.

 

Deja un comentario